“Hay que recordar que el Brexit era un referéndum consultivo, que se tiende a olvidar.
Y si es cierto que hasta ahora -en gran medida- ha sido políticamente incorrecto sugerir que no se cumpliría con el Brexit por entender que no se cumple con el mandato popular.
Pero esta idea que es un referéndum consultivo y que es un régimen parlamentario es muy importante tenerlo en cuenta.
Y que es el trabajo de los parlamentarios, como representantes indirectos del pueblo, en una democracia indirecta.
Que ellos son los que deben estudiar y comprometerse a explicar las consecuencias que tiene el salirse de la Unión Europea” explicó la doctora a Clarín desde Oxford.

¿Quiénes están más confundidos, los británicos o la primera ministra Theresa May con respecto al Brexit

-Definitivamente los británicos andan perdidos no porque ellos anden perdidos sino porque sus líderes lo están.
Y entre ellos, la primera ministra.
Pero también los líderes de los otros partidos fundamentales del sistema parlamentario británico.

Mirá también
Mirá también

Brexit: afirman que los cambios logrados por Theresa May con la UE “no alcanzan”

Newsletters Clarín

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De Lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

¿Por qué andan los líderes perdidos?

- Tenemos una crisis de liderazgo internacional y una crisis de liderazgo en Europa y en los partidos políticos tradicionales.
O sea que esto es algo que es común.
No solamente pertenece al Reino Unido sino que es algo más amplio.
Y también porque el liderazgo dentro de estos partidos políticos esta cuestionado dentro de estos mismos.

¿Usted cree que existe alguna posibilidad de que se apruebe el acuerdo de Theresa May o se rechace?

- Lo más probable es que se rechace porque no habrá cambiado nada con respecto a la última vez que votaron y rechazaron ampliamente el acuerdo.

Ante este caos pero también ante el caos que le va a seguir.
¿Usted cree que Europa podría conceder, aunque sea retóricamente, en las últimas horas ciertas salvaguardas en Irlanda del Norte.
Algunas cosas que le hagan salvar la cara a Gran Bretaña?

- Sí .Puede ser que logren maquillar lo que no pueden cambiar.
No va a cambiar lo fundamental del acuerdo previo, que fue rechazado.
Puede que haya algo de maquillaje pero la cara va a seguir siendo la misma.

El acuerdo de Theresa May ha sido para los británicos un verdadero misterio.
Más allá de sus frases hechas se acuerdan: 'Brexit es Brexit'.
Nadie sabe realmente que negoció Theresa May con Europa.
¿Su estrategia fue mantener esto en secreto para forzar a la Unión Europea a un último gesto de aceptación?

- Su estrategia inicial fue intentar que los parlamentarios no tuvieran ningún tipo de control sobre las negociaciones.
Y tuvo luego admitir que si, que controlarían la negociación.
Pero no era eso lo que ella quería.
Para ella era mucho más fácil simplemente negociarlo entre su gobierno o ella y las instituciones de la Unión Europea.
Pero tenemos que recordar que el Reino Unido tiene un régimen parlamentario: es una monarquía parlamentaria.
Eso quiere decir que si ellos realmente quieren ser británicos y tomar control sobre sus vidas, tienen que regirse por sus normas parlamentarias y por el poder del parlamento y de los parlamentarios.
Y ella definitivamente desde el principio quiso que eso no fuera el caso.
Y ahora tiene que negociar no solamente con Bruselas y con sus homólogos europeos sino también convencer a los parlamentarios, convencer a su propio partido.

La doctora Mariana Perez de Arcos, profesora de Historia Internacional en la Universidad de Oxford y la London School of Economics (Noel Smart).

Sí, que lo tiene completamente dividido por otra parte.

- Si.
Y como su liderazgo es cuestionable, es muy complicado.

¿Pero usted cree que de alguna manera el proyecto del Brexit va a pasar -aunque más no sea modificado- o el proyecto de Theresa May ya está totalmente perdido?

- No, yo creo que ella sabe que su legitimidad realmente viene del Brexit, de la votación, del referéndum.
Esa es su única legitimidad.
Si ella quiere permanecer como primera ministra, tiene que intentar sacar adelante este proyecto.
Pero lo más seguro es que no salga adelante, que los laboristas, que durante muchos meses no se han pronunciado con respecto a un segundo referéndum, han estado un poco entre dos aguas, se han postulado a favor de poder- en caso que no saliese aprobado este acuerdo- de apoyar que se convocara un segundo referéndum.
Esto ya es muy importante, ya cambia la dinámica.

Generalmente cuando alguien pierde por tercera vez -como le pasa a Theresa May- renuncia.
Pero Theresa May seguramente no va a renunciar a su cargo.

- No, también es porque dentro del partido conservador no quieren que el líder de la oposición, Jeremy Corbyn, sea primer ministro.
Entonces ese miedo y esa posibilidad también la utiliza la primera ministra para manejar a los parlamentarios conservadores, que están a disgusto con su acuerdo.
Pero ya la conversación, el debate, es distinto a lo que era antes.
Ha avanzado.

Un manifestante probrexit se manifiesta, este martes, a las puertas del Parlamento en Londres (Reino Unido) (EFE).

El segundo día en la votación va a ser la votación por el No Acuerdo si pierde Theresa May su acuerdo.
Una votación que de alguna manera es suicida para ambas partes porque es irse de Europa de un portazo.
¿Cómo cree que ese acuerdo va a ser votado por un lado por los brexiters, por el otro lado por los laboristas y por el otro lado por los conservadores, llamémosle entre comillas racionales?

- Dudo mucho que los británicos , conociendo un poquito de su historia, se salgan dando un portazo.
No les conviene en absoluto, no es su estilo.
Por lo tanto, creo que en realidad aprobarían el rechazar un No Acuerdo.
Los brexiters extremistas sabemos que les da igual: probablemente votaran a favor del No Acuerdo.
Pero tanto los conservadores como ya los laboristas en su gran mayoría - cosa que no era el caso de forma tan clara antes- creo que si que votarían en contra del no acuerdo.

Frente a este escenario tenemos entonces una tercera votación.
Aparentemente el parlamento podría tomar control de lo que sería la famosa enmienda de Yvette Cooper y del diputado conservador Oliver Letwin.
Y se postergaría el artículo 50 y el Brexit finalmente se podría extender.
¿Pero extender con Europa por cuánto tiempo? También depende de la voluntad de los europeos.

- Si, definitivamente.
Eso también habría que negociarlo con las instituciones europeas y los líderes europeos.
Porque si lo llegara a aprobar el parlamento, también no solamente tienen que convencer a los parlamentarios británicos , sino también a las instituciones europeas.
Y además de eso, le conviene a la Unión Europea, el posponerlo.
¿Y con qué objetivo? Y en eso no esta tan claro, porque tienen que poder plantear que le conviene a la Unión Europea y por qué motivos.
Pero ese discurso no esta tan elaborado, ahí no han llegado aún.
¿Y por cuánto tiempo? Realmente necesitarían bastante más tiempo.
A finales de mayo tenemos unas elecciones europeas.
El no darle la posibilidad, si se extiende el artículo 50 a que los británicos participan como ciudadanos europeos, con sus derechos en las elecciones europeas, es muy problemático.

Es ilegal ¿no?.
Porque hasta ahora sigue siendo parte de la Unión Europea.

- Exactamente.
Pero este debate no se ha abierto aún públicamente.
Y yo creo que cabe la posibilidad, y realmente es muy probable que se empiece a hablar y eso cambiará la conversación.
En mi opinión van a ser distintas de aquí a una semana.

La primera ministra británica, Theresa May, sale de su residencia oficial tras mantener un encuentro con los miembros de su gabinete, este martes en Londres (Reino Unido) (EFE).

Porque hay otro punto también en Europa: el vinculo de los británicos con Europa.
En primer lugar se sienten invadidos por los europeos y en segundo lugar tienen una absoluta ignorancia en lo que significa ser parte de la Unión Europea, de los beneficios de la UE.
De las bondades para los trabajadores de la Unión Europea, de sus beneficios sociales.
Para ellos son burócratas de Bruselas ¿no?

- En parte también puede ser porque tanto desde los gobiernos británicos, como también hasta cierto punto los medios de comunicación británicos no han hecho nada o no han hecho lo suficiente por explicar cuáles son las bondades de la Unión Europea.
Y de alguna manera han utilizado las instituciones europeas para prestigiarse a sí mismos como chivo expiatorio.
Y en lugar de, por ejemplo, asumir que el gobierno británico y el parlamento británico son los que deciden sobre las políticas de austeridad que ha habido.
Una manera de no asumir esa responsabilidad es culpar a otro, y en este caso a las instituciones europeas.

Theresa May dijo que un retraso en el Brexit podría llevar al Brexit a un segundo referéndum o a una forma de Brexit que la gente no votó.
¿Es que alguien tiene alguna idea de lo que va a pasar si el acuerdo del Brexit se rechaza? Podemos seguir a un segundo referéndum o se acaba el Brexit, no se van de Europa.

- Es que tampoco tenemos muy claro en qué consistía ese Brexit que la gente votó.
No lo sabemos.
O sea que utilizar eso como argumento es muy problemático.
Y en cuanto a que puede que no se de el Brexit o que incluso se convoque previamente un segundo referéndum, yo creo que es muy probable que sí que se convoque un segundo referéndum.

Mirá también
Mirá también

La premier británica se juega su última carta para que los diputados aprueben el Brexit

Eso llevara tiempo, varios meses.

- En mi opinión esto no ha acabado para nada, a esto le queda bastante tiempo.

Hasta ahora los diputados siempre habían tenido en la Cámara de Diputados un grave problema: votar en contra de la voluntad de la gente británica, de lo que decidieron en el referéndum.
Pero en esta decisión estratégica que comienza hoy, ¿usted cree que los legisladores van a votar por los intereses del país y no por los intereses que la gente votó en el referéndum?

- Hay que recordar que este era un referéndum consultivo, que se tiende a olvidar.
Y si es cierto que hasta ahora -en gran medida- ha sido políticamente incorrecto sugerir que no se cumpliría con el Brexit por entender que no se cumple con el mandato popular.
Pero esta idea que es un referéndum consultivo y que es un régimen parlamentario es muy importante siempre tenerlo en cuenta.
Y que es el trabajo de los parlamentarios y como representantes indirectos del pueblo, en una democracia indirecta.
Que ellos son los que deben estudiar y comprometerse a explicar las consecuencias que tiene el salirse de la Unión Europea.

GML​

Fuente: Diario Clarín >> lea el artículo original