El estado de salud de Sebastián Devoto, el ciclista de 28 años atropellado por un conductor ebrio sobre la avenida Beiró al 3700, sigue siendo crítico y su vida corre riesgo.
Así lo informó Norberto Furfaro, director del Sanatorio Finochietto, quien brindó los últimos detalles del esta de salud del joven tras ser embestido.
Entre varias cosas, el médico dijo que el paciente está en coma, su cerebro sufrió daños y tiene varias fracturas.

'Estamos tratando de estabilizarlo hemodinámicamente.
Eso se logra con mucho soporte médico, mucha medicación y asistencia respiratoria.
Su riesgo de vida es alto.
El cerebro ha sufrido mucho el impacto.
El sistema nervioso y algunas fracturas fueron lo más grave', comunicó Furfaro en la entrada del hospital.
'Todos los huesos de las diferentes áreas del cuerpo están comprometidos.
No agrega valor enumerarlos pero hay muchos huesos rotos', agregó.

En ese sentido indicó que 'hubo que inducirle un coma para que no rechace la medicación' y que 'lo intervinieron quirúrgicamente en el día de ayer, trabajando sobre el sistema nervioso y una fractura en un miembro que estaba generando una hemorragia muy importante'.

'(Para hoy) no hay ninguna cirugía programada.
Estamos tratando de estabilizarlo.
El paciente está muy grave.
La situación en la que lo recibimos es muy grave por el grave compromiso neurológico y las múltiples fracturas diseminadas en todo el cuerpo', sostuvo el médico, quien dijo que Sebastián aún tiene un edema en la cabeza.

Dijo también que están en permanente contacto con la familia de la víctima y que dentro del hospital hay un trabajo de contención para ellos mientras se recupera el paciente.

El hecho se produjo ayer alrededor de las 5:30 cuando Devoto circulaba en su bicicleta mountain bike negra por el costado de la avenida Beiró, casi pegado al cordón y un Volkswagen Gol gris que venía a toda velocidad lo embistió y se dio a la fuga.
Las cámaras de seguridad capturaron la violenta escena.

A bordo del auto estaba un hombre identificado como Miguel Ivanovich, quien continuó su marcha a toda velocidad y, a 800 metros, embistió de frente a otro vehículo que estaba detenido en el semáforo.
Al llegar la policía, lo asistieron y trasladaron al hospital Zubizarreta.
No sufrió heridas heridas consideración y según el test de alcoholemia, tenía 2,14 gramos de alcohol en sangre.
Es decir, cuatro veces más de lo permitido por la ley.

Seguí leyendo

Atropelló borracho a un ciclista, se fugó y a pocas cuadras chocó contra un auto

Un nuevo video complica aún más al conductor borracho que atropelló a un ciclista y chocó otro auto

TEMAS RELACIONADOS

atropellado Ciclista Villa Devoto

Fuente: Infobae >> lea el artículo original