En muchas ocasiones, lo único que deseas al tomar un transporte es llegar a tu destino sin nada que te distraiga, es por eso que Uber estrena en Estados Unidos un nuevo Modo Silencio que pide a los conductores que no hablen con los pasajeros durante el trayecto, una función que ha traído consigo polémica.

Aunque esta opción era una de las más solicitadas por los usuarios, otros lo toman como una manera de deshumanizar a sus conductores ya que el usuario de su servicio premium Uber Black y Uber Black SUV puede ordenar que su conductor no tenga ningún tipo de diálogo.

Antes de solcitar un coche se debe elegir el Modo Silencio, Feliz de hablar o pueden dejarlo Sin preferencia, ya que al esperar el servicio o durante el viaje ya no podrán hacer ninguna modificación.

Se han registrado casos en donde los usuarios reconocen sentirse incómodos porque percibieron que el conductor estaba molesto por haber contratado un viaje con Modo Silencio.

Pero eso no es todo, sino que se han integrado más opciones, por ejemplo el equipaje, en donde el pasajero podrá indicar que llevará maletas o bolsas para que el chofer sepa que debe ayudarlo a cargarlos en la cajuela.

Incluso existe el control de temperatura, con el que podrán solicitar que el vehículo se encuentre a determinado nivel cuando se suban.

Todas estas opciones podrían elegirse al hablar con el conductor como hasta ahora se ha realizado, pero la tecnología se pone a la delantera y como es de esperarse, todo con un costo. Los viajes premium en vehículos de alta gama a menudo cuestan el doble que un servicio normal, y más de tres veces en el caso de los viajes compartidos (UberPool).

Esto obedece a la estrategia de Uber, según explica a TechCrunch su jefe de Producto, Aydin Ghajar, es 'crear una mayor diferenciación entre los productos premium y los productos normales para fomentar más viajes', y asegura que esta funcionalidad es algo que la gente ha estado pidiendo 'durante mucho tiempo'.

Uber, que opera en 63 países y más de 700 ciudades, ha visto aumentar sus ingresos anuales un 42%: de 7 mil 900 millones de dólares en 2017 a 11 mil 300 en 2018. En total, sumó 91 millones de usuarios activos mensuales para finales de diciembre de 2018 según datos de la propia compañía.

Fuente: La Verdad >> lea el artículo original