La Justicia autorizó el miércoles al jefe de la barrabrava del Boca, Rafael Di Zeo, a viajar a España, aunque el Ministerio de Seguridad advirtió que no podrá acceder al estadio Santiago Bernabéu, donde el domingo los 'xeneizes' disputarán la final de la Copa Libertadores contra River.

Di Zeo, identificado como el líder del sector más violento de los hinchas de Boca, estuvo en prisión en varias oportunidades y aún tiene dos causas penales abiertas, por lo que no puede salir de la Argentina sin permiso de la Justicia.

'Resuelvo: autorizar la salida del paí­s de Rafael Di Zeo (...) desde el dí­a 7 al 12 de diciembre de 2018, con destino Madrid, Reino de España', indicó la resolución del Poder Judicial firmada por la jueza Sabrina Namer.

El martes por la noche, Di Zeo estuvo en el 'banderazo' de despedida al equipo que organizaron los hinchas de Boca y se lo vio abriéndole paso entre la gente al autobús que trasladaba a los jugadores al aeropuerto.

El hincha más famoso del club de La Ribera tiene prohibido el ingreso a los estadios del fútbol argentino desde hace varios años, aunque no ocurre lo mismo en los encuentros en el exterior. El barra estuvo en agosto en el Camp Nou, en la Copa Gamper entre Barcelona y Boca.

Ronaldo avala la decisión de Conmebol de llevar la final River-Boca a Madrid

Sin embargo, el Gobierno nacional firmó esta semana un acuerdo de cooperación policial con el Ministerio del Interior de España para impedir el ingreso al estadio de unos 800 hinchas violentos de River y Boca, entre los que figura Di Zeo.

A través de este convenio, Argentina envió a Madrid al director nacional de seguridad en espectáculos futbolísticos, Guillermo Madero, que coordinará los controles en los accesos con las fuerzas de seguridad locales.

Fuente: La Gaceta Salta >> lea el artículo original