August 10, 2018 | 06:26

Titulares en diarios de Mendoza: MDZ Online

Buscan derogar la ley que limita la venta de misoprostol

La norma provincial es de 2009 y restringe el misoprostol, medicamento que, entre otros usos, se utiliza para la interrupción legal del embarazo. Sólo en Mendoza y San Juan no se puede comprar en farmacias. Dicen que esto fomenta el mercado negro y perjudica a quienes menos tienen.



En Mendoza sobran las restricciones en determinados temas. Es una de las siete provincias que todaví­a no tiene protocolo del aborto no punible, por ejemplo. Pero además es, junto a San Juan, una de las dos provincias del paí­s que limita el acceso al misoprostol, el medicamento que se utiliza en la práctica de abortos.

La administración de esta droga está regida por una ley provincial, número 8116, que es de 2009. La norma dice que el 'expendio, suministro y fraccionamiento' del misoprostol está limitado 'exclusivamente al ámbito institucional sanitario'. A nadie se le habí­a ocurrido hasta ahora modificar esta ley, pero tras el debate en el Congreso de la Nación, es una de las barreras que podrí­an caer.

La derogación de la ley 8116 es el objetivo de un proyecto que presentará este viernes la diputada radical Ana Marí­a Andí­a en la Legislatura provincial. La legisladora viene trabajando en el consenso y dice que ya tiene el respaldo de 8 de los 11 bloques de la atomizada Cámara de Diputados. Cree que puede conseguir uno más, para que la propuesta avance y se apruebe después de discutirse en una o dos comisiones.

Hay quienes sostienen que es una complicación importante que en Mendoza y San Juan el misoprostol no se pueda comprar en la farmacia, con receta archivada y para los usos que contempla la ley actual. En el Ministerio de Salud, en tanto, brindan un moderado respaldo a la iniciativa, que no es de la autoridad sanitaria. 'Como se ha venido usando está bien, pero si se promueve sacar ese artí­culo, no pasa nada', explicó al respecto el subsecretario de Salud, Oscar Sagás.

La diputada radical, que es bioquí­mica y especialista en salud pública, y que fue funcionaria del área de Salud Reproductiva durante el gobierno de Julio Cobos, remarca un poco más la necesidad de la ley. Sostiene que la limitación actual del misoprostol sube los costos de la droga e impide el uso ambulatorio, o sea, la auto administración. 'También para el médico es más sencillo indicar la medicación', asegura.

La legisladora cree que esta barrera debe caer porque 'perjudica a las personas más vulnerables' y 'fomenta el mercado negro'. 'En internet, los precios se multiplican y no hay un farmacéutico responsable de por medio, con lo cual pueden haber partidas truchas', sostiene.

No sólo para abortos

El misoprostol tiene varios usos en el sistema sanitario. Según explicó Sagás, fundamentalmente se lo emplea para 'inducir el parto'. También se lo utiliza cuando hay un embarazo detenido y resulta necesario que se produzca la caí­da del embrión muerto, o ante un caso de 'embarazo sin embrión', para evitar que los restos produzcan una infección a la madre.

Por otro lado, también se lo emplea en los hospitales y clí­nicas para la 'prevención y profilaxis de la hemorragia pos parto', precisó Sagás.

Y por último, es el medicamento para la aplicación de la interrupción legal de embarazo (ILE), que de acuerdo con un fallo de la Corte Nacional de 2012, sólo se puede ejecutar ante casos de abuso sexual y cuando corre riesgo de vida la madre.

Sobre el efecto de la droga, Sagás explicó que el misoprostol 'actúa sobre el cuerpo uterino, produce contracciones y dilata el cuello del útero'.

El funcionario dijo además que el producto 'tiene que estar en las maternidades (públicas y privadas) porque es de uso habitual'. De hecho, en julio, el Ministerio de Salud de la provincia adquirió más de 400 cajas.

Cuando se restringió su venta en 2009, el misoprostol se empezó a adquirir a través del programa de Salud Reproductiva. Hoy, los hospitales descentralizados lo adquieren en forma independiente, y los centralizados, a través de la Dirección de Farmacologí­a.

La situación de Mendoza es muy diferente a la de otras provincias. En el otro extremo está Santa Fe, que no solo no restringe la droga para el aborto, sino que anunció hace un tiempo que empezará a producirlo a través de dos laboratorios públicos.

Otra forma de acceder al misoprostol es a través de un antiinflamatorio llamado Oxaprost, que contiene esta droga y Diclofenac. 'Como el corazón es misoprostol, se compraba la pastilla para traumatologí­a, se rompí­a la cápsula y se hací­an las dosis', explican los conocedores del tema. Es obvio que siempre hay caminos para eludir una prohibición.

Buscan+derogar+una+ley+que+limita+el+acceso+a+la+droga+del+aborto&url=https%3A%2F%2Fwww.mdzol.com%2Fnota%2F808788-buscan-derogar-una-ley-que-limita-el-acceso-a-la-droga-del-aborto%2F%3Futm_source%3Dtwitter%26utm_medium%3Dviral%26utm_campaign%3Dbotones&via=mdzonline&lang=es' target=_blank data-text='tweet' data-contentID=808788 title=' '>

Fuente: MDZ Online >> lea el artículo original

Seguí leyendo en TodoDiarios


Quienes leyeron esto visitaron también